Fans de Xbox acosan a la Community Manager de Xbox España hasta que la echan de Twitter

Hace años que la guerra de consolas, el dejar claro qué consola es mejor por encima de las demás del mercado, es una discusión que se ha dejado muy atrás. La mayoría de la comunidad de jugadores puede coincidir en que cada consola tiene unos servicios y productos que se adecúan a cada tipo de jugador y es perfectamente compatible tener varias consolas y no ceñirse sólo a una.


Si quieres ayudarnos a seguir adelante, puedes unirte a SocialPubli usando el enlace de abajo para ganar dinero con tus redes sociales.

Gana dinero con SocialPubli


Pero ese mensaje parece que no ha calado en una parte notable de la comunidad de jugadores de Xbox en España que han llegado a acosar y hablar mal de la encargada de llevar las cuentas de redes sociales de Xbox por decir en su cuenta personal que ha comprado un juego para PS4. Según explica este tuit, Alejandra Pernías, la community manager de Xbox España,  había comprado la versión de PS4 de Overwatch para poder jugar con sus amigos y publicó una foto en su cuenta personal de Twitter.

Este simple gesto en la vida personal una persona cuyo trabajo sea llevar las comunicaciones de una empresa, no gustó a muchos de los fans más acérrimos de Xbox en España, que han dicho cosas como, y citando textualmente: “Claro que uno puede jugar a lo que quiera pero más respeto a una labor de CM… Es mi opinión y derecho dejar de seguir a una CM Xbox que ya dije en su momento: el enemigo en casa” o ” “No tiene sentido que la CM de Xbox en España publique la versión de PS4 de un juego multiplataforma, nada más que para levantar polémica … No representa a Xbox“.

Este comportamiento, claramente tribal y repulsivo, ha generado en una ola de mensajes y acoso por parte de los fans de Xbox a la CM de Xbox España hasta tal pùnto que ha tenido que borrar su cuenta personal de Twitter. Este bochornoso espectáculo ha sido generado porque unos usuarios creen que el llevar las cuentas de redes sociales implica decantarse de lleno para quien uno trabaja, incluso en la vida personal; y han decidido marcarla públicamente porque sienten que es un ataque a su consola preferida.